Mochilas de hidratación

cabecera logo mochilas
Menú

¿Qué es una mochila de hidratación?

Suele conocerse a la mochila de hidratación como Camelbak, o algunos incluso lo escriben camel back, pero Camelbak en realidad es una marca que produce mochilas de hidratacion. Es de las marcas mas reconocidas a nivel mundial y tal vez esa sea la razón de que la gente haya adoptado ese nombre para las mochilas.

La mochila de hidratación como su nombre lo dice es una mochila diseñada para que los deportistas puedan portar sus líquidos y reemplazar las botellas que son bastante incomodas.

Este tipo de mochilas se ven mucho entre los deportistas de Motocross, Running, Mtb (Mountain bike), Ciclismo, Escaladores de montaña entre otros. Y todo debido a que es muy practica y eficiente cubriendo las necesidades de estos deportistas.

Una de las grandes ventajas de las mochilas de hidratación es la capacidad de liquido que tienen en comparación a una botella o (bidón) que máximo llega a 1 Litro. En cambio, una mochila de estas va desde 1 Litro a 5 Litros de capacidad en líquido.

Usualmente en nuestras bicicletas podemos llevar 1 o 2 botellas, siendo 2 algo muy molesto. Por el contrario, la mochila camelbak se ajusta a tu espalda y puedes llevar hasta 5 litros en liquido algo que seria muy engorroso de llevar en una botella o varias.

Como elegir una mochila de hidratación

Cuando practicamos deportes en los que tenemos que estar en constante movimiento como lo son el Mountain Bike, Ciclismo, Running, escalar montañas, etc. Se nos hace indispensable tener agua a la mano.

Las botellas son un poco incomodas de cargar en cualquier actividad. Por ejemplo, si vas en bicicleta puede caerse si no está bien ajustada, además de que tienes que estirarte para alcanzarla. Lo mismo pasa cuando vas corriendo y se te cae la botella, además puede ser bastante incomodo beber de la botella mientras corres.

Las mochilas y chalecos de hidratación son eficientes, se acoplan a tu espalda, te permiten hacer deportes muy exigentes, además de llevar la suficiente agua para rendir todo el trayecto.

Pero como todos los productos hay una gran variedad y queremos saber cual es la mejor opción.

Acá te enseñaremos los factores que debes tener en cuenta para comprar la mochila de hidratacion que necesitas.

  1.  Presta atención al tamaño y capacidad de carga de tu mochila.

Son las primeras preguntas que debemos hacernos a la hora de comprar una mochila, no solo hidratante si no de cualquier tipo.

¿Qué cargare en la mochila?

¿Cuántas cosas planeo llevar en la mochila?

¿Cuánta agua necesitare para mis travesías?

Por ejemplo, si vas a utilizar la mochila solo para portar agua puedes elegir una mochila entre 1 y 3 litros. Pero si la mochila será utilizada para portar agua y además llevar utensilios, herramienta o prendas, tienes que buscar una mas grande, para darte una idea debe ser una mochila con capacidad de 5 Litros hacia arriba.

¡Cuidado! ¡Importante! Debes saber algo y es que la capacidad de una mochila hidratante se mide en Litros. Pero no debes confundirte los litros hacen referencia a todo el espacio de la mochila incluso la parte que no llevara agua.

En cuanto mas litros tenga mas podrás cargar en ella (incluyendo agua y objetos). Por ejemplo, una mochila hidratadora de 6 litros puede ser solo de 3 litros de capacidad de agua y el resto en objetos.

Así que ya sabes, cuando estés leyendo las especificaciones asegúrate cuanto espacio esta disponible para la bolsa hidratadora.

  1. Como se ajusta a tu cuerpo.

Cuando piensas en la mochila para hidratación ideal debe ser la que no se mueva cuando vas en bicicleta, que no te haga roces, que no te maltrate y que todo quede bien distribuido.

Por estas razones debes asegurarte de que la mochila se acople bien a tu espalda, que se le puedan regular las correas, que tenga broches o ajustes en la cintura y pecho.

Muchas mochilas de hidratación vienen por tallas, asegúrate de probarte la mochila y ver de una vez por todas cual es tu talla correcta.

  1. Cantidad de bolsillos.

Una buena mochila de hidratación debe tener un espacio solo para la bolsa de agua, pero no deja de ser una mochila así que asegúrate de que tenga bolsillos en los que puedas cargar cosas que necesites para tus actividades.

Debe tener espacios pequeños para las llaves, documentos personales y otros objetos pequeños, debe tener un bolsillo más grande para objetos más grandes como prendas o herramientas.

 

  1. Asegúrate que tenga paredes térmicas.

Esto es una de las cosas mas importantes en una mochila de hidratación ya que lo que estamos llevando es líquido. No quieres beber algo caliente es muy desagradable, además te puedes deshidratar aún más.

  1. Debe ser impermeable

No todos consideran esto, pero una mochila impermeable es muy importante.

Normalmente compramos las mochilas cuando no llueve y tal vez en el momento no nos importe, pero debes considerarlo.

El agua de lluvia de puede traspasar y mojar todas tus cosas, así que dalo por hecho que en algún momento te vas a mojar y tu mochila de hidratación también.

Cuando hablamos de mochilas impermeables hay distintos tipos de impermeabilidad. Por ejemplo, nos es recomendable llevar una mochila totalmente impermeable ya que en épocas de calor puede ser muy húmedo por dentro al condensarse el agua.

Hay mochilas que solo tienen algunos bolsillos impermeables que son muy útiles para guardar electrónicos o herramientas metálicas que puedan mojarse.

Otro tipo de mochilas son las que no tienen nada impermeable, pero se les puede poner una funda impermeable para estos casos, este tipo de fundas son muy útiles y pueden usarse con cualquier mochila. Lo mejor es que las puedes hacer por tu cuenta.

  1. Asegúrate de que tenga una buena ventilación.

La ventilación en la espalda es un punto muy crucial en una mochila.

Al tener una buena ventilación en la espalda evitas transpirar en exceso y te permitirá estar más cómodo en cada salida a hacer deporte.

Hay gran variedad de tecnologías para la ventilación. Todo esto depende de la marca y el modelo de la mochila.

En la gran mayoría de los casos una malla o unos huecos en la parte trasera harán que haya suficiente flujo de aire para que este ventilado.

  1. Funciones adicionales.

Las marcas siempre están pensando en innovar las mochilas y eso siempre se agradece ya que hay unas innovaciones que son de mucha utilidad.

Por ejemplo, algunas mochilas vienen con amarraderas en la parte trasera para sujetar tu casco u otras protecciones mientras no estás en la bici.

Cómo funciona una mochila de hidratación

La principal funcionalidad de las mochilas de hidratación es ofrecer rapidez y comodidad de hidratación a sus usuarios.

La mochila es adaptable a gran variedad de actividades de alto desempeño y es utilizada por una gran mayoría de atletas en todo el mundo.

El diseño que tiene para que se adapte a la espalda hace de las mochilas la mejor opción para hidratación, hacen sentir cómodos a tus atletas y reemplazan por completo a los bidones o botellas de hidratación.

¿Cómo funcionan?, La mochila de hidratación o como también se le conoce “Camelbak” es básicamente una mochila con tirantes en el pecho y cintura, con una bolsa de agua entre 1 y 3L que tiene una manguera o tubo para succionar el líquido desde la bolsa o (vejiga).

La mochila tiende a ser pequeña, pero con suficiente espacio para llevar el agua que necesitas.

Son pequeñas para más comodidad en las diferentes actividades, ya sea Trail running, ciclismo, Mountain bike, excursionismo etc.

Hay mochilas con un poco mas de espacio para guardar prendas, herramientas, tecnología, etc. pero son un poco mas grandes y dependen de la actividad que vayas a realizar.

Este tipo de mochilas cada vez son más eficientes, con telas mas sofisticadas y mejores diseños con más ventilación para que el sudor no te empape la espalda.

Los sistemas de ventilación también sirven para que el calor no se acumule y el agua o el liquido que lleves perdure fresco (si quieres agua fría en verano, es recomendable que la pongas a enfriar antes de salir o le eches hielos).

Las bolsas o vejigas de agua de las mochilas vienen con sistemas de tapa de rosca o con cierre deslizante tipo ziploc para conservar el líquido adentro.

Las mangueras vienen con sistemas para que no se salga el líquido, puede que tengan una pequeña llave que debes girar para que salga o en la mayoría de los casos solo debes morder y el líquido saldrá.

Las mochilas de hidratación requieren un cuidado muy impecable ya que se te pueden acumular bacterias si no la lavas con cada uso, revisa la pagina para encontrar contenido de como limpiar tu mochila de hidratación.

No uses cualquier tipo de bebida, revisa las instrucciones del fabricante de mochila.

Usa solo agua o bebidas isotónicas y limpia la mochila con cada uso.

Cómo usar mochila de hidratación

Reproducir vídeo
Reproducir vídeo
  • Paso 1 Llena la bolsa o la (vejiga) de agua.

Gira la tapa de la bolsa de agua y llénala, pero no demasiado.

Algunos fabricantes tienen distintos sistemas de bolsas de agua, tal vez sea necesario abrir el broche que mantiene unida la bolsa en la parte superior.

En otros casos de vejigas de agua es necesario deslizar un mecanismo de cierre para poder verter el líquido.

Con la vejiga o la bolsa de agua abierta, puedes llenarla de agua o el líquido isotónico que vayas a consumir.

En el verano es bueno poner agua fría en la bolsa de hidratación, también puedes agregar hielos.

En el invierno es mejor beber agua más tibia.

Si requieres pasos más específicos para llenar tu bolsa de liquido puedes consultar las instrucciones de tu fabricante.

  • Paso 2 Tienes que enjuagar la Bolsa de agua con cada uso.

Debes tener una cuidadosa limpieza con la bolsa de hidratación de tu mochila.

Asegúrate de enjuagar la bolsa o (vejiga) de agua con cada uso y antes de usarla.

Llénala de agua tal vez con un poco de jabón líquido, sacúdela y asegúrate de hacerlo varias veces.

Cuando no la estés usando asegúrate de dejarla destapada o podría producir bacterias.

  • Paso 3 Limpia el tubo de succión.

Limpia la manguera con el cepillo, asegurándote de que el agua pase.

Te recomendamos que en algunas ocasiones laves la manguera con agua caliente, esto matara cualquier bacteria, todo depende del material de tu manguera.

Debes tener una mejor limpieza cuando usas líquidos isotónicos, mantenla libre de azucares.

La mayoría de mochilas vienen con un kit de limpieza y un cepillo alargado y delgado, que se usas para limpiar la manguera por dentro.

En algunas ocasiones no vienen con cepillo, así que te tocaría ingeniártelas o comprar un cepillo.

Revisa las instrucciones para una mejor limpieza.

  • Paso 4 Ponte la mochila de hidratación.

Una vez la bolsa de agua este llena la puedes poner en la mochila, asegúrate de que este bien cerrada.

Ponte la mochila como una normal.

Abrocha las correas que tenga, (las de la cintura y el pecho si las tiene).

Ajusta las correas a tu forma de pecho y cintura.

  • Paso 5 Coloca la manguera de la mochila en tu boca.

Muerde y succiona como si fuera un pitillo, pajilla, popote o como le digas.

El agua debería poder viajar de la bolsa de agua hasta tu boca sin problemas.

Bebe lo que necesites y suelta el tubo.

Ponlo devuelta donde estaba sujeto en la correa de tu mochila.

Hay mangueras que vienen con una pequeña válvula que se gira para que no salga el agua, deberás desbloquearla para beber. Cuando hayas bebido vuelve a girar la válvula para que no salga agua.

Para una mejor información revisa las instrucciones de fabricante de tu mochila.

Partes de una mochila de hidratación

Estas son las partes que generalmente traen todas las mochilas de hidratación o Camelbak.

  • Mochila

Es imprescindible la mochila sin ella no hay mochila de hidratación, cuando hablamos de mochila es donde va la bolsa o (vejiga) de agua y los demás accesorios.

Puede ser impermeable y debe tener sistema de ventilación en la espalda para que no sudes tanto y el agua no se caliente.

 

  • Vejiga de hidratación o bolsa de agua

Es la que lleva todo el líquido

Nota: asegúrate de elegir la apropiada ya que las mochilas de hidratación se miden en Litros, pero no quiere decir que estos litros solo sean de la capacidad de la bolsa de agua, también corresponde al espacio para guardar tus cosas.

Así que antes de comprarla asegúrate de saber cuántos de esos litros le corresponden a la vejiga de agua.

 

  • Manguera o tubo de succión.

Es el que llevara el liquido desde tu bolsa a tu boca.

 

  • Boquilla

La boquilla es la que deja salir el agua, hay algunas que traen válvulas para abrir y cerrar el flujo de agua y otras que tienes que morder para que salga el agua.

 

  • Broches para asegurar

Cuando hablamos de broches para asegurar nos referimos a los que van en el pecho y la cintura que sirven para enganchar las correas.

 

  • Correas de hombro

Son las mas importantes ya que sostendrán tu mochila en todo el trayecto, asegúrate de que sean acolchadas y que tengan rejillas de ventilación para que no suden demasiado.

 

  • Correas de ajuste

Normalmente vienen en la parte de debajo de las correas y sirven para ajustar que tan abajo va a quedar de tu espalda (te recomendamos que la mochila quede mas arriba para que quede bien ajustada a tu pecho y cintura).

 

  • Correas de pecho

Darán mejor agarre y ajuste a tu mochila para poder correr o hacer otros deportes y van abrochadas en la parte pectoral

Cómo hacer mochila de hidratación

Para hacer una mochila de hidratación solo es necesario un poco de creatividad y tener la disposición de hacer una.

Solo necesitaras una mochila que se adapte bastante bien a tu espalda y una bolsa de hidratación o (vejiga) como también se les conoce, un tubo para beber el agua desde la bolsa de hidratación, si puedes inventar tu propia bolsa de agua pues ¡mejor!, será más personal.

Te dejamos un vídeo para que tengas una idea de por dónde empezar.

Reproducir vídeo
Menú